Hemorroides

De Información médica en Ferato, enciclopedia de la salud en español.
20071128 mgb hemorroides .jpg

Las hemorroides son dilataciones de las venas(varices) de los plexos venosos de la mucosa del recto o del ano. Si las afectadas son las del plexo superior se llaman hemorroides internas, se sitúan por arriba del conducto anal y se encuentran cubiertas por mucosa, este tipo de hemorroides no suele ser doloroso mientras las hemorroides no salgan al exterior, esto se llama hemorroide prolapsado, en cuyo caso se suelen inflamar y produce dolor. Una hemorroide prolapsado volverá a invaginarse dentro del recto por su propia cuenta, o usted puede empujarlo cuidadosamente de regreso hacia dentro. Las del plexo venoso inferior se hallan situadas por debajo de la unión anorrectal y están cubiertas por piel exterior, cuando crecen de tamaño suelen producir dolor y hacen dificultoso el sentarse o el limpiarse la zona anal después de la defecación, incluso molestan mucho al andar. El sistema de drenaje de ésta zona carece de válvulas, y por ello la posición erecta del hombre aumenta la presión en el interior de las venas hemorroidales y por lo tanto predispone a la enfermedad hemorroidal. La señal más común de las hemorroides es la sangre brillante y roja en el papel sanitario o gotas de sangre en el inodoro. Una hemorroide con trombo contiene un coágulo de sangre y puede causar una sensación de quemazón dolorosa, presión o hasta un intenso deseo de rascarse el área.

Etiología

  • Factores hereditarios.
  • Estreñimiento que, al forzar el paso de las heces, comprime las venas hemorroidales.
  • Diarrea, que puede producir irritación.
  • El estar de pie o sentado durante mucho tiempo seguido.
  • Embarazo, sobretodo en las últimas semanas.
  • Ciertas anomalías de la microcirculación con comunicación arteriovenosa demostrable.
  • Sedentarismo.
  • Esfuerzos durante el trabajo o el deporte.
  • Estrés.
  • Obesidad.
  • Traumatismos.
  • Envejecimiento.
  • Infección anal.

Síntomas

  • Sangrado rectal escaso.
  • Molestias al defecar.
  • Secreción mucosa del recto.
  • Anemia.
  • Dolor, especialmente al sentarse.
  • Picazón(prurito anal), quemazón.
  • Coágulos.
  • Inflamación.
  • Bultos en la zona anal.
  • Humedad constante en el recto.

Diagnóstico

Para el diagnóstico de hemorroides debemos tener unos síntomas característicos, de sangre y secreciones al defecar, con una inspección anal externa o examen rectoscópico, que confirme la presencia de dilataciones en el recto. Se deben realizar análisis para comprobar la posible presencia de anemia. Como el Sangrado rectal es el síntoma más común de las hemorroides internas, y aparece también en diversos tumores del colon y del recto es recomendable realizar una rectosigmoidoscopia, para poder descartar otras enfermedades. También se puede realizar una prueba de guayacol en heces(muestra presencia de sangre)

Pronóstico

La mayoría de los tratamientos son efectivos, pero para evitar la recurrencia del problema, la persona debe consumir una dieta rica en fibra e ingerir bastante líquido.

Complicaciones

Sangre en las venas dilatadas puede formar coágulos y el tejido que rodea las hemorroides puede morir. Las hemorroides que presentan coágulos generalmente requieren eliminación quirúrgica. También se puede presentar sangrado severo. La anemia por deficiencia de hierro puede ser el producto de una pérdida de sangre por un largo período de tiempo. Sin embargo, no es usual que se presente sangrado copioso en las hemorroides.

Situaciones que requieren asistencia médica

Se debe buscar asistencia médica si los síntomas de las hemorroides no mejoran con el tratamiento casero o si se presenta Sangrado rectal. El médico puede querer buscar causas más serias para el sangrado. Especialmente si el paciente nunca ha sangrado por hemorroides anteriormente. Se debe acudir al servicio de urgencia si la pérdida de sangre es significativa o si la persona se siente mareada o se desmaya.

Prevención

  • Se debe evitar hacer fuerza durante la defecación.
  • Para ayudar a prevenir la aparición de hemorroides se recomienda prevenir el estreñimiento.
  • Beber mucho líquido(por lo menos ocho vasos al día).
  • Consumir una dieta rica en fibras(frutas, vegetales, granos integrales) Se pueden tomar en cuenta los suplementos de fibra.
  • Evite el consumo de grasas y bebidas alcohólicas.
  • Disminuya el sobrepeso.
  • Evitar estar sentado muchas horas al día, si su trabajo lo requiere, ponerse de pie unos minutos después de cada hora.
  • No usar ropa muy ajustada que oprima su abdomen.
  • Haga ejercicio físico al menos tres veces por semana(caminar, o hacer algún tipo de deporte).
40px-Books-aj.svg aj ashton 01.svg.png
Véase También

20px-Star of life2.svg.pngRecuerda que este no es un consultorio médico.

Consulta siempre a tu doctor o profesional médico. La medicina no es una ciencia exacta y pueden existir distintas versiones y opiniones sobre un mismo tema, nosotros no favorecemos ninguna opinión sobre otra, solamente te presentamos las opciones para que hagas tus propias decisiones mejor informado/a. No te automediques.

Compruébelo aquí


Ferato es un sitio de OK Internet, conoce también: Guía Celíaca y Valor de la UF Hoy