Prolapso de la válvula mitral

De Información médica en Ferato, enciclopedia de la salud en español.
20100624 mgb PVM .jpg

Es un problema cardíaco,una valvulopatía (cardiopatía valvular), en el cual la válvula que separa las cámaras superior e inferior del lado izquierdo del corazón no se cierra en forma apropiada.

La válvula mitral ayuda a que la sangre del lado izquierdo del corazón fluya en una dirección y se cierra para impedir que la sangre se devuelva cuando el corazón late (se contrae).

En un pequeño número de casos, el prolapso puede hacer que la sangre se filtre y se devuelva, lo cual se denomina regurgitación mitral. Esto necesita tratamiento con medicamentos o cirugía.

Las válvulas mitrales que son estructuralmente anormales pueden aumentar el riesgo de infección bacteriana.

Historia

En 1963, John Brereton Barlow describió las características auscultatorias de «una enfermedad congénita en la cual una o ambas valvas de la mitral protruyen hacia el atrio izquierdo durante la sístole... algunos pacientes presentan un cierre mesosistólico y un soplo telesistólico...». El término «prolapso de la válvula mitral» fue acuñado por el Dr. John Michael Criley en abril de 1964 y logró popularidad sobre otros términos usados para el mismo trastorno.

Durante muchos años el conocimiento sobre esta patología fue escaso, y se le asociaban una gran variedad de signos y síntomas, muchos de ellos sin conexión alguna, incluyendo murmullos sistólicos, ataques de pánico inexplicables y politelia (múltiples pezones).

Estudios recientes han sugerido que la razón por la que el prolapso de la válvula mitral se le atribuía a tantos trastornos era el sobrediagnóstico intencionado. Los criterios cambiantes para el diagnóstico del prolapso de la válvula mitral con el uso de ecocardiografía hacían difícil el diagnóstico acertado, y por ello, se incluía a muchos individuos sin dicho defecto en estudios epidemiológicos sobre la enfermedad y en su prevalencia.

De hecho, estudios modernos reportan que hasta un 55% de la población habría sido diagnosticada de prolapso de la válvula mitral si aquellas técnicas anticuadas y menos fidedignas (en especial la ecocardiografía en modo M) fuesen usadas hoy en día. En años recientes, se han propuesto nuevos criterios objetivos para el diagnóstivo de prolapso de la válvula mitral, como el uso de ecocardiografía de dos y tres dimensiones. Se ha clasificado el trastorno en un número de subtipos en relación a esos criterios.


Etiología

El prolapso de la válvula mitral es el término usado cuando la válvula no se cierra adecuadamente y puede ser causado por muchas cosas diferentes. En la mayoría de los casos, es inofensivo y los pacientes por lo general no saben que tienen el problema. Hasta el 10% de la población tiene alguna forma menor e insignificante de prolapso de la válvula mitral, pero generalmente no afecta el estilo de vida.

Existen evidencias de que hay una relación genética del prolapso mitral con genes en los cromosomas 11 y 16, en especial si hay asociado un componente mixomatoso. También se ha demostrado una relación directa entre la anorexia nerviosa y el desarrollo de prolapso mitral, probablemente debido a una disminución del tamaño del ventrículo izquierdo en estos pacientes.

Cuando el prolapso mitral se presenta como el único trastorno del paciente, la formación de un tumor mixomatoso en sustitución del tejido conectivo de las valvas es la causa principal de la aparición y desarrollo del prolapso de la válvula. En otros pacientes, puede haber un factor hereditario debilitante, como es el caso del Síndrome X frágil.

Asimismo, se ha asociado esta afección con la enfermedad de Graves.

El prolapso de la válvula mitral a menudo afecta a mujeres delgadas que pueden tener deformidades menores de la pared torácica, escoliosis u otros trastornos.

Este prolapso está asociado con algunos trastornos del tejido conectivo, especialmente el síndrome de Marfan. Otras afecciones abarcan:

En ciertas ocasiones en la vejez, especialmente en mujeres, la calcificación del anillo valvular como consecuencia del envejecimiento puede llevar a prolapso mitral.

Clasificación

El prolapso de la válvula mitral puede ser dividido en varios subtipos, basándose principalmente en el grosor de las valvas, la concavidad y el tipo de conexión al anillo valvular.

Nota: Todas las medidas mencionadas a continuación se refieren a pacientes adultos y no son aplicables en niños.

  • Clásico vs. no-clásico: El prolapso ocurre cuando las valvas se desplazan más de 2 milímetros por encima de la porción más superior del anillo mitral. Según el grosor de las valvas, se puede dividir en una forma «clásica» o primaria», por encima de 5 milímetros; y otra «no-clásica», hasta los 5 milímetros.
  • Simétrico vs. asimétrico: El prolapso clásico puede ser subdividido en simétrico y asimétrico, refiriéndose al punto en el que el extremo o punta de las valvas se unen al anillo mitral. En la coartación simétrica, los extremos de ambas valvas se unen en puntos comunes del anillo mitral. En la coartación asimétrica, una de las valvas está más desplazada en dirección a el atrio izquierdo que la valva homóloga. Los pacientes con prolapso asimétrico tienden a un deterioro severo de la válvula mitral, con riesgo de ruptura de las cuerdas tendinosas y de desarrollo de insuficiencia mitral.
  • Flotante vs. no flotante: El prolapso asimétrico, a su vez, se subdivide en flotante y no-flotante. El prolapso flotante ocurre cuando el extremo de una valva se invierte haciéndose cóncava hacia el atrio izquierdo, causando deterioro de la válvula mitral. La severidad de la insuficiencia valvular varía dependiendo del rango de eversión, pudiendo causar ruptura de los cordones. La disociación de la valva y los cordones tendinosos hace que el rango de motilidad de la válvula se vea severamente restringido (de ahí el término de insuficiencia valvular). Los pacientes que presentan valvas flotantes tienen una mayor prevalencia de regurgitación mitral que aquellos con prolapso no-flotantes.

Síntomas

Muchos pacientes con prolapso de la válvula mitral no tienen síntomas. El grupo de síntomas encontrado en pacientes con este prolapso se denomina "síndrome del prolapso de la válvula mitral" y abarca:

Nota: Es posible que no haya síntomas o que aparezcan lentamente.


Diagnóstico

El médico llevará a cabo un examen físico y usará un estetoscopio para auscultar el corazón y los pulmones. El profesional puede sentir un frémito (vibración) sobre el corazón y escuchar un soplo cardíaco ("clic mesosistólico"). El soplo se siente más alto cuando usted se pone de pie.

La presión arterial generalmente es normal.

Los siguientes exámenes se pueden utilizar para diagnosticar el prolapso de la válvula mitral o una válvula mitral permeable:

Pronóstico

El prolapso de la válvula mitral no debe afectar de manera negativa su estilo de vida. Si la válvula permeable se torna grave, el pronóstico puede ser similar al de las personas que tienen regurgitación mitral por otra causa.

La mayoría de las veces, la afección es inofensiva y asintomática. Cuando se presentan síntomas, se pueden tratar y controlar con medicamentos o cirugía. Sin embargo, algunos latidos cardíacos irregulares (arritmias) asociados con el prolapso de la válvula mitral pueden ser potencialmente mortales.


Complicaciones

  • Endocarditis (infección de las válvulas)
  • Válvula mitral gravemente permeable (regurgitación)
  • Accidente cerebrovascular
  • Coágulos hacia otras áreas.
  • Latidos cardíacos irregulares (arritmias), incluyendo fibrilación auricular.
40px-Books-aj.svg aj ashton 01.svg.png
Véase También

20px-Star of life2.svg.pngRecuerda que este no es un consultorio médico.

Consulta siempre a tu doctor o profesional médico. La medicina no es una ciencia exacta y pueden existir distintas versiones y opiniones sobre un mismo tema, nosotros no favorecemos ninguna opinión sobre otra, solamente te presentamos las opciones para que hagas tus propias decisiones mejor informado/a. No te automediques.

Compruébelo aquí


Ferato es un sitio de OK Internet, conoce también: Guía Celíaca y Valor de la UF Hoy