Gripe

De Información médica en Ferato, enciclopedia de la salud en español.
(dif) ← Revisión anterior | Revisión actual (dif) | Revisión siguiente → (dif)

Definición

La palabra Gripe viene del francés grippe. Es una infección contagiosa de la nariz, la garganta y los pulmones causada por el virus de la influenza. Si bien afecta a ambos sexos por igual y a cualquier grupo etario, los niños suelen contraerla con mayor frecuencia.

Explicación

20070915 jmd gripe 1.jpg

La gripe —también llamada influenza—, es una enfermedad infecciosa respiratoria aguda y contagiosa causada por virus ARN de la familia Orthomyxoviridae, género Influenzavirus: los virus gripales A, B y C (tipos). La infección por los virus de la gripe puede provocar manifestaciones clínicas variables, que van desde algunas muy leves, hasta otras que pueden poner en peligro la vida del afectado. Una de las complicaciones más graves de la gripe es la neumonía.

La gripe se presenta en forma de brotes epidémicos periódicos. Se manifiesta generalmente con síntomas como fiebre, astenia, anorexia, mialgias, cefalea, somnolencia, malestar general, tos seca, ronquera, dolor de garganta -síntomas de laringitis- y, en ocasiones, con signos de trastornos gastrointestinales, como dolor abdominal, náuseas, vómitos, diarrea o deposiciones blandas.

Causas, incidencia y factores de riesgo

La gripe generalmente se presenta de manera abrupta, con una fiebre entre 38,8º y 41º C (102 y 106° F), aunque los adultos no suelen llegar a esos máximos. Otros síntomas comunes incluyen enrojecimiento de la cara, dolores en el cuerpo y falta de energía. En algunos pacientes se presentan síntomas tales como mareos o vómitos. La fiebre usualmente dura 1 ó 2 días, pero pen algunos casos alcanza hasta 5.

Entre segundo y el cuarto día de la enfermedad, los síntomas de "todo el cuerpo" comienzan a desaparecer y se incrementan los síntomas respiratorios. El virus se puede establece en el tracto respiratorio, produciendo síntomas de resfriado, crup, dolor de garganta, bronquiolitis, infección en el oído o neumonía.

Lo más sobresaliente de los síntomas respiratorios generalmente es una tos seca. En la mayoría de los casos se desarrolla irritación (enrojecimiento) de garganta y dolor de cabeza. Es común tambíen, que se presente secreción nasal y estornudo. Estos síntomas, a excepción de la tos, usualmente desaparecen en un período de 4 a 7 días y, algunas veces, se presenta una segunda oleada de fiebre en ese tiempo. La tos y el cansancio se prolongan durante semanas después de que el resto de la enfermedad se ha terminado.

Contagio

La forma más común de adquirir la gripe es por vía aérea, es decir inhalando gotitas de tos y estornudos de otras personas. Tambén aunque menos frecuentemente, se propaga cuando la persona toca una superficie, como el mango de un grifo o un aparato telefónico que esté impregnado con el virus, y luego se toca la boca, la nariz o los ojos. También puede contagiarse al estrechar la mano de alguien que ha estornudado con su mano en la boca, y llevando luego la propia a la boca, nariz u ojos.

Los sintomas aparcen desde el primer al séptimo dia despúes del contagio ( normalmente entre el segundo y tercer día ).

Factores de riesgo especiales

La gripe puede complicarse hasta ser realmente grave en cualquier persona de cualquier edad, pero quienes presentan mayor riesgo son:

  • Personas mayores de 50 años
  • Niños de 6 a 23 meses
  • Mujeres con más de 3 meses de embarazo durante la temporada de la gripe
  • Cualquier persona que viva en centros de cuidados a largo plazo o internados
  • Cualquier persona que padezca enfermedad cardíaca, pulmonar o renal crónicas, diabetes o que tenga un sistema inmune debilitado

Algunas personas confunden resfriado con gripe debido a que comparten algunos de los mismos síntomas y se presentan en la misma época del año (temporada de resfriados y de gripe). Sin embargo, las dos enfermedades son muy diferentes. La mayoría de las personas tienen resfriados varias veces al año y la gripe sólo una vez cada año durante cada cierto número de años.

Signos y exámenes

La evaluación de un individuo con síntomas de influenza debe incluir un examen físico completo y una radiografía de tórax en casos en los cuales se sospecha neumonía.

Asimismo, se pueden autorizar estudios sanguíneos adicionales durante la evaluación que pueden incluir un conteo sanguíneo completo, cultivos de sangre y cultivos de esputo.

Los métodos más comunes para diagnosticar la influenza incluyen pruebas de detección de antígenos que se hacen en muestras de secreciones de nariz y garganta, que luego se envían al laboratorio para el análisis.

Los resultados de estas pruebas se pueden obtener rápidamente y pueden ayudar a determinar si es apropiado realizar un tratamiento específico, aunque el diagnóstico a menudo se puede hacer identificando los síntomas sin necesidad de pruebas posteriores

Características del virus de la gripe

Virus ARN de cadena sencilla, perteneciente a la familia de los Orthomyxoviridae. Existen tres tipos de virus gripales: A, B y C. Los más importantes son los tipos A y B, ya que el C no produce epidemias y sólo provoca infecciones sin síntomas o con cuadros clínicos poco trascendentes y en casos aislados.

La estructura virica es normalmente esférica, aunque puede encontrarase de forma filamentosa, tiene un tamaño aproximado de 120 nm. En su envoltura destacan dos glucoproteínas: la hemaglutinina y la neuroaminidasa

Los virus influenza A conocidos se clasifican según el origen de la hemaglutinina y la neuraminidasa, en concreto 15 tipos de la primera y 9 de la segunda. Las características antigénicas del virus influenza B son más estables, de ahí que produzca epidemias más leves.

El virus influenza tiene unas características que lo hacen diferente de los demás virus respiratorios.

Es el único capaz de producir epidemias anuales y recurrentes, que afectan a millones de personas. Ha provocado grandes pandemias. Es el virus que con mayor frecuencia predispone a la neumonía. Es epidemiológicamente único dado que algunas de sus cepas (Influenza A), cambia regularmente su revestimiento antigénico, necesitando utilizar reservorios huésped animal para intercambiar sus serotipos. Los virus gripales poseen dos clases de antígenos: internos y externos. Los antígenos internos (nucleoproteína y proteína M) son específicos de tipo y permiten diferenciar las cepas A,B y C.

Los antígenos externos de la cepa A, hemaglutinina (H) y neuraminidasa (N), son específicos de subtipo. Hay 15 subtipos de hemaglutinina y 9 de neuraminidasa. Los virus B y C presentan menos variaciones y no reciben denominación de subtipos.

El virus de la gripe posee 8 fragmentos de RNA.

40px-Books-aj.svg aj ashton 01.svg.png
Véase También

20px-Star of life2.svg.pngRecuerda que este no es un consultorio médico.

Consulta siempre a tu doctor o profesional médico. La medicina no es una ciencia exacta y pueden existir distintas versiones y opiniones sobre un mismo tema, nosotros no favorecemos ninguna opinión sobre otra, solamente te presentamos las opciones para que hagas tus propias decisiones mejor informado/a. No te automediques.

Compruébelo aquí


Ferato es un sitio de OK Internet, conoce también: Guía Celíaca y Valor de la UF Hoy